■ Ensueños de Teseracto

Formamos parte de un lavado de cerebro colectivo que nos conduce a ser una civilización de autómatas, seres culturales influidos por nuestro alrededor, miméticos como meméticos, sumergidos en un mar de imágenes e información entre el caos y lo insondable, que estamos siendo programados por la colectividad de nuestra cultura mediante la idea de que de esta forma se propaga una infalible ilusión, que así es y será el mundo y así nosotros lo creamos más allá de que esto suceda o no….

Ensueños de Teseracto es una metáfora de “la caja (TV)” y el cuarto eje dimensional que simboliza la conciencia de la propia máquina, una rebelión contra el contenido que le impone el sistema mediante una contienda de imágenes, una subversión por estar siendo utilizada para el control de masas.

Entrevista Landscape Art Review

Pablo Picasso decía “La inspiración existe, pero tiene que encontrarte trabajando.”, y no puedo estar más de acuerdo. Muchas veces son cosas sutiles, otras son ideas o circunstancias, otras surgen de fotos que estoy en ese momento realizando. Un ejemplo podría ser la serie “Ensueños de Teseracto”. La inspiración surgió por unos hechos sociales ocurridos en las calles de muchas ciudades de mi país, la información que obtenía a través de los medios no se correspondía en muchos casos con la realidad. Estamos en una sociedad de la inmediatez y de la información que nos ofrece unos estímulos visuales muchas veces manipulados por otro tipo de intereses, por lo que es fundamental tener conciencia propia de la verdad, el individuo debería tener la necesidad de hacerse la pregunta de si es cierta la realidad que le cuentan.